El vestuario de los más pequeños. Vestirse y desvestirse.

Hay que enseñarles como vestirse y estar presentes en esos primeros días para ver si lo hacen bien y poder corregir posibles errores.

 

Cesto de la ropa. El vestuario de los niños protocolo.org

El vestuario de los peques.

Es bueno enseñar desde pequeños a los niños a vestirse y desvestirse por ellos mismos sin la ayuda de los mayores (esto se puede empezar a lograr a partir de los 4 - 5 años, dependiendo de cada niño).

Vestirse.

Hay que enseñarles cómo vestirse y estar presentes en esos primeros días para ver si lo hacen bien y poder corregir posibles errores.

1.- Primero se debe poner la ropa interior (calzoncillo/braga, camiseta, calcetines/medias).

2. Luego hay que ponerse la camisa/blusa o lo que se vista en la parte superior del cuerpo, después de la ropa interior.

3. Después hay que ponerse el pantalón/falda y meterse la camisa/blusa por dentro (aunque hoy en día la moda es llevarla por fuera).

4. Ahora hay que ponerse los zapatos, sandalias o el calzado apropiado para ese momento. Se atan los cordones, si los tiene, o se cierra la hebilla. Si son mocasines o cualquier otro tipo de calzado sin cordones o hebillas, habrá que utilizar un calzador para no estropear los zapatos.

5. Si tenemos un jersey o cualquier otra prenda para ponernos encima de la camisa/blusa, este el momento de ponérsela.

6. Por último, cualquier otro tipo de complemento de nuestro vestuario se pone al final (generalmente cuando vamos a salir): abrigo, cazadora, guantes, bufanda, gorro/verdugo, etc.

Desvestirse.

Quitarse la ropa es tan sencillo como seguir los pasos anteriores, dados a la hora de vestirnos, pero en orden inverso. Primero nos quitamos las prendas más exteriores hasta llegar a la ropa más cercana al cuerpo, como es la ropa interior.

Vestirse y desvestirse es un proceso por etapas; cada etapa tiene sus prendas y poco a poco se va configurando nuestro vestuario. Es como hacer una receta de cocina; se siguen unos pasos para obtener el resultado final deseado.

Consejos.

- La ropa que nos pongamos debe estar limpia y planchada. No debe tener rotos, falta de botones o cremalleras, hilos sueltos, etc.

- Al llegar a casa lo mejor es cambiarse de ropa y ponerse una para andar por casa más cómoda (así la ropa nueva, de calle, nos durará mucho más).

- Si alguna de las prendas que nos quitamos está sucia, habrá que dejarla en el sitio adecuado para lavarla. Hay que cambiarse a menudo (mejor a diario) la ropa interior.

- Los zapatos deben quitarse al llegar a casa y cambiarse por unas zapatillas. Así evitamos estropear o rayar el suelo y las alfombras.

- La ropa que nos quitamos debe estar recogida y doblada o colgada en su sitio. Nada de dejarlo todo tirado por ahí.

- Es importante no olvidarse de complementos, que no son indispensables, pero si de gran utilidad: guantes, bufanda, gorra, etc. El pañuelo es un complemento que no debe faltar en los bolsillos de los más pequeños (y hay que enseñarles a utilizarlo).

- Si se nos mancha una prenda antes de salir de casa, lo mejor es cambiarse. No se sale con la ropa sucia.

- En resumen: la ropa siempre limpia, planchada y en buen estado. No es de buena educación utilizar ropa sucia, rota o en mal estado.

 

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

 

 

Protocolo y Etiqueta es un portal de Cronis OnLine.

Copyright © 1995-2017

Generado con contentG

Contacto