¿Qué hacer al llegar a una empresa para una entrevista de trabajo? Consejos de comportamiento y cortesía para esperar a ser recibidos

Saber desenvolverse con soltura al llegar a la empresa es una forma de mostrar seguridad en nosotros mismos. Una persona asustada, nerviosa o titubeante puede dar una mala imagen de sí misma

 

Entrevista de trabajo Comportamiento al llegar a la empresa. Una recepcionista comprueba las citas pendientes de entrevistas de trabajo protocolo.org - FP Pro

Llegar a la empresa para una entrevista de trabajo: saber estar y buenos modales

La buena educación no es selectiva. Da lo mismo que sea una pequeña empresa que una gran compañía. Nuestra forma de comportarnos no debe variar. Hay que saber estar y comportarse de forma educada a tiempo completo.

Al llegar a la empresa, si hay una recepción, lo primero saludar y preguntar por la persona -utilizando el tratamiento de cortesía "señor" o "don"- que se ha puesto en contacto con nosotros - la persona que nos ha llamado o que nos ha escrito-. Si no tenemos esa información, preguntaremos por el departamento de recursos humanos o la oficina donde tiene lugar la selección de personal. El recepcionista hará la consulta pertinente. Pueden darse dos casos:

1. Nos invitan a sentarnos en el propio hall o nos pasan a una sala de espera.

2. Nos pasan directamente al despacho o oficina del entrevistador o entrevistadores.

Mientras el empleado hace las consultas pertinentes, esperaremos en pie, hasta que nos indiquen dónde dirigirnos o nos inviten a sentarnos. Seguiremos las indicaciones dadas. Si nos llevan a una sala de espera, saludaremos al resto de personas que se encuentren en la sala. Tomaremos asiento. Es probable que sean otros candidatos que acuden para hacer la entrevista de trabajo. Podemos charlar con los otros candidatos. Así demostramos nuestro don de gentes y nuestra capacidad para relacionarnos con personas desconocidas. Es posible que nos estén observando los entrevistadores. Es una forma de saber cómo nos desenvolvemos y nos relacionamos con personas desconocidas.

Si nos pasan directos a un despacho, saludaremos al entrar. Esperaremos de pie hasta que nos inviten a sentarnos. Si tenemos algunos documentos que aportar, los entregaremos cuando nos los pidan. Dejaremos que sean los entrevistadores los que hable primero. Son los que deben iniciar la conversación.

Cuidado al sentarse. Debemos tener en cuenta que estamos, por decirlo así, en un examen, y se pueden fijar en nosotros, hasta cómo nos sentamos. Hay que sentarse, no dejarse caer en el asiento o adquirir posturas demasiado "cómodas". No estamos en el sofá de nuestra casa. Tenemos que tener presente que hay empresas que nos graban con cámaras, o que se encuentran al otro lado de la habitación observándonos.

También, en la medida de lo posible, no hay que demostrar nerviosismo. Cosa fácil de decir y difícil de aplicar. Hay que tratar de evitar cualquier gesto que pueda demostrar inseguridad, nerviosismo, ansiedad, inquietud, etc. puede jugar en nuestra contra.

Resumiendo, una buena imagen personal, una buena preparación y un comportamiento educado abre muchas puertas. Hay que ser naturales porque una persona bien educada no necesita fingir. Recordemos la máxima: "compórtate en casa como si estuvieras en un palacio, para que cuando estés en un palacio te puedas comportar como en casa".

 

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

 

 

Protocolo y Etiqueta es un portal de Cronis OnLine.

Copyright © 1995-2022

Las opiniones expresadas por los colaboradores son independientes y no son compartidas necesariamente por protocolo.org

Generado con contentG

Contactar con protocolo.org