Letizia se sale del protocolo real.

La prometida del príncipe Felipe intercambia comentarios con el conocido cronista real Jaime Peñafiel.

 

Imagen Protocolo y Etiqueta protocolo.org

La prometida del príncipe Felipe intercambia comentarios con el conocido cronista real Jaime Peñafiel.

Letizia Ortiz se ha rebelado. Faltando menos de dos semanas para su boda, la prometida del príncipe Felipe reprendió al conocido cronista real Jaime Peñafiel, quien en una columna había conminado a la que un día será reina de España a "sonreír, sonreír y sonreír" y a esforzarse por controlar su carácter.

"Mírame a los ojos. ¿Tú crees que estoy triste?", fue la respuesta tajante que recibió Peñafiel de Letizia durante el coctel que siguió al acto en el que Felipe de Borbón recibió el lunes la Medalla de Honor de Madrid.

"Esfuérzate, Letizia, no sólo para controlar tu carácter (¿qué sucederá el día que no lo hagas?), sino para que no se produzca en ti esa terrible dualidad que posees: una sonrisa expansiva y espontánea, por un lado, como gélida es la expresión cuando se produce la repentina desaparición de esta sonrisa, por otro", había escrito el periodista.

"Yo no he dicho nunca que estés triste", afirmó Peñafiel en su tensa conversación con la futura Princesa de Asturias, a quien, acto seguido, recitó unos versos de Gutierre de Cetina: "Ojos claros, dulces y serenos, ya que miráis, no me miréis airados".

La reacción de Letizia fue inmediata: "Yo no estoy aireada", enfatizó. "Pero estás enfadada", dijo Peñafiel. "No estoy enfadada", replicó ella. "Pero me estás regañando", contestó él.

Pero la cosa no quedó ahí, según la reproducción de la conversación publicada hoy por el diario El Mundo, para el cual escribe habitualmente Peñafiel.

Porque la prometida del Príncipe tampoco tuvo pelos en la lengua a la hora de reprochar a su "azote mediático" un comentario en su columna sobre la diferencia de estatura entre ella y el que será su esposo.

"Dicen que mides 1.68 cm y que, por culpa de esta estatura, que ni es mucha ni es poca, te verás obligada, toda tu vida o mientras dure tu matrimonio, a llevar zapatos con tacones de ocho centímetros para arriba. Incluso de 15 por aquello de intentar acortar la descompensada estatura (nada menos 30 cm) que te separa de los 1,97 de tu prometido, Don Felipe", había escrito Peñafiel.

"Eso no es cierto", le replicó Letizia durante el coctel, al tiempo que levantaba la pierna para mostrarle los tacones que llevaba en ese momento. "No son para tanto", añadió.

La novia del Príncipe, haciendo gala de su condición de ex periodista, lanzó otro dardo al columnista: "Deberías llamar a la Casa Real para confirmar la información cada vez que quieras publicar algo", le dijo.

La reprimenda de Letizia Ortiz, de 31 años, llamó la atención en España, porque se sale del protocolo habitual de la Casa Real, que además no suele comentar artículos de prensa.

En todo caso, Peñafiel no pudo evitar devolver de cierta forma la pelota, afirmando: "Letizia, ¿me permites que te diga una cosa? En las distancias cortas estás mucho mejor", a lo que ella contestó, estrechándole la mano, que sería bueno que ambos se vieran más a menudo.

 

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

 

 

Protocolo y Etiqueta es un portal de Cronis OnLine.

Copyright © 1995-2019

Generado con contentG

Contacto