Herramientas para no ser tan agresivos (con vídeo)

Hay personas que se exaltan demasiado cuando hablan y eso hace que la comunicación no sea fluida

 

Patricia Ramíres. Patricia Ramírez - A punto con la 2 RTVE - A punto con la 2

Comunicación: evitar ser demasiado agresivos cuando hablamos

Hay personas que se exaltan demasiado cuando hablan y eso hace que la comunicación no sea fluida. En realidad, llega en un momento en que no hay comunicación. Impide el entendimiento.

Hay gente que tiene la necesidad de tener siempre la razón. Otras personas que tienen poca paciencia, hay personas que no saben perder, hay personas que tienden a imponer sus ideas o puntos de vista, porque sienten que tienen que "ganar" aunque una conversación no es una competición deportiva. Son muchas las razones y los tipos de personas que pueden mostrar cierta agresividad a la hora de hablar o mantener una conversación.

Algunos de estos comportamientos pueden ser heredados. Por ejemplo, puede venir de ver en casa un comportamiento demasiado autoritario o agresivo de sus padres; del colegio, donde el profesor imponía sus ideas y puntos de vista sin dar lugar a cualquier tipo de razonamiento posible, etcétera. Otras personas utilizan esta agresividad como válvula de escape a sus iras, a sus enfados, a su rabia y a su estrés.

Es que yo soy así

No es una frase válida para justificar esta agresividad. Es mejor analizar el "problema" y tratar de resolverlo. Dejar que las cosas sigan como si no pasara nada puede acarrear una importante pérdida de relaciones sociales. Se puede llegar a perder el contacto con los amigos, con los familiares, con los compañeros de trabajo, etcétera.

Pautas si te sientes atacado en una conversación

1. Detecta al fanático de la comunicación.

Suele ser esa persona que se pone muy recta, intimida con la mirada, eleva el tono de voz, etcétera.

2. No le contradigas. Es un reto para él.

Seguirá buscando todo tipo de argumentos, válidos o nos para rebatirte.

3. No justifiques tus opiniones. No les interesa.

Por muchas explicaciones que tratemos de dar, no los va a tener en cuenta. Le podemos dar los argumentos más brillantes que queramos, seguirá en "sus trece" y no cederá. No tiene interés en cambiar.

4. No entres al trapo si te trata de ridiculizar.

Cuando una persona agresiva, verbalmente hablando, tiene a una persona brillante delante, como no puede "con ella" lo que hace es tratar de ridiculizarla. Como no puede estar a la altura lo trata de descalificar.

5. Hazle saber que su agresividad de incomoda.

Nosotros tenemos que defendernos para buscar que nos respeten y decirle directamente lo que nos parece mal. No grites, no me levantes la voz, etcétera.

6. No te dejes menospreciar. Hazte respetar.

Yo no sigo hablando contigo en estos términos y te vas o le damos la oportunidad de cambiar. Si no lo hace, no vamos.

7. No te pongas a su altura. Te arrepentirás.

No podemos responder con otro ataque igual o similar. No hay que ponerse a su altura.

8. Si la persona vale la pena, deja la puerta abierta.

Si es alguien importante para nosotros, un familiar muy querido, un buen amigo, etcétera. podemos dejar el tema y esperar a otra ocasión en el cual los ánimos estén más calmados o la situación sea más tranquila.

Patricia Ramírez. Patricia Ramírez RTVE - A punto con la 2

Si somos de las personas que nos comportamos de forma agresiva...

1. Anticípate a las reuniones.

Es aconsejable prepararse bien los temas. Si sabemos que nos pone nerviosos hablar en público debemos prepararnos para evitar ser demasiado agresivos en nuestras exposiciones.

2. Dejar hablar a los demás.

No hay que monopolizar las conversaciones o exposiciones. Incluso, es bueno apuntar en una nota dejar hablar a los demás.

3. Escucha con interés y atención.

Qué quiere el otro. Poner interés en lo que nos quiere comunicar.

4. Ponte en el lugar del otro.

Un poco de empatía. Cómo se siente, por qué se siente así, etcétera.

5. Sonríe, esto dulcifica.

Sonreír, tener un gesto agradable... dulcifica mucho las conversaciones.

6. No te tomes la conversación como un tema personal.

Nadie nos ataca, solo aportan otro punto de vista. No hay que tomarlo como un tema personal.

7. Respeta y acepta las opiniones de los otros.

Que otra persona piense de manera distinta no es malo. Debemos respetar estas opiniones aunque no las comportamos.

Patricia Ramírez Loeffler, psicóloga y colaboradora habitual del programa de RTVE "A punto con la 2" nos ofrece una serie de interesantes consejos para evitar ser agresivos a la hora de conversar y cómo tratar con personas que son agresivas en su forma de comunicarse verbalmente.

Ver más vídeos sobre protocolo, etiqueta y buenas maneras.

 

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

 

 

Protocolo y Etiqueta es un portal de Cronis OnLine.

Copyright © 1995-2019

Generado con contentG

Contacto