¿Deben los anfitriones aceptar los regalos de sus invitados?

Los regalos se hacen para agradar, agredecer y sorprender, pero no para molestar o incomodar.

 

Imagen Protocolo y Etiqueta protocolo.org

Anfitriones y regalos.

Si, suponiendo siempre que sean regalos adecuados, acordes al momento y motivo de la reunión. No tendría sentido invitar a unos amigos a cenar y que se presentasen con unas joyas o un perfume carísimo como regalo, por poner un ejemplo. Un regalo se hace para sorprender, agradar y como un detalle de cortesía.

El regalo se acepta, incluso aunque no sea de su agrado. Un buen anfitrión debe agradecerlo, y tratar de buscarle una utilidad o un lugar. Cuidado con los gestos y el lenguaje no verbal que puede transmitir sin darse cuenta.

En el caso de los regalos "gastronómicos" (botella de vino, dulces, etc.) se puede tratar de utilizar ese mismo día, si es posible, o bien dejarlo para una ocasión posterior. Las razones para no disfrutarlo en ese momento pueden ser múltiples. En el caso del vino, puede no casar con la comida (maridaje), no haber suficiente para todos, no estar a la temperatura adecuada, etc. Y en el caso de los alimentos, lo mismo. En estos casos debe agradecer el detalle e indicar a las personas que han hecho el regalo que lo degustarán o disfrutarán en una ocasión posterior.

 

¡Ayúdenos a mejorar!

¿Le ha parecido útil o interesante el artículo?

  • Nada
  • Poco
  • Algo
  • Bastante
  • Mucho

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

 

 

Protocolo y Etiqueta es un portal de Cronis OnLine.

Copyright © 1995-2018

Generado con contentG

Contacto