¿Es correcto invitar por teléfono? Cada evento tiene sus tipos de invitaciones y sus formalidades

Las invitaciones se pueden hacer de muchas maneras, dependiendo del tipo de celebración y de las personas a las que vamos a invitar. Las nuevas tecnologías cada vez están más presentes

 

Invitar por teléfono Las invitaciones telefónicas. Una mujer hacer llamadas para invitar a una celebración protocolo.org - FP Pro

¿Es correcto invitar por teléfono cuando organizamos una fiesta en casa?

Cuándo se debe hacer una invitación telefónica

Las invitaciones impresas, salvo casos muy formales, están dejando paso a las invitaciones por otros medios más rápidos, efectivos y menos costosos. Una de las formas más sencillas de invitar son mediante las invitaciones telefónicas. Aunque hay que valorar cuándo se pueden o no se pueden hacer por este medio.

La invitación telefónica es apropiada cuando organizamos una fiesta en casa, una celebración fuera de casa entre amigos y conocidos y, en general, en cualquier otra celebración de carácter más íntimo y personal.

Cuando hagamos invitaciones telefónicas, debemos apuntar a quien invitamos. Aunque sean pocas personas, es mejor registrar a quien invitamos para evitar olvidos o duplicidades.

Las invitaciones telefónicas deben ser personales. Es decir, si no podemos hablar con la persona a la que vamos a invitar, no es correcto dejar recado a una tercera persona para 'dejar' la invitación. En último caso, si no podemos contactar con esa persona, la podemos escribir un correo electrónico o mandar un mensaje de texto.

La confirmación de asistencia se puede hacer de la misma forma, vía teléfono, o bien a una dirección de correo electrónico, por ejemplo.

Cuándo no es apropiado invitar de forma telefónica

Para encuentros muy formales, el teléfono no es el medio más adecuado. Incluso el correo electrónico, podría no ser aconsejable porque no aporta la 'formalidad' deseada. Es cierto, que debemos acostumbrarnos a las nuevas tecnologías, pero por el momento la invitación formal escrita, sigue siendo la más aconsejable.

Si organizamos una fiesta en casa y queremos darle un poco de 'formalidad' se puede utilizar una tarjeta muy sencilla donde indicaremos los detalles básicos de la invitación, sin llegar a ser una típica invitación formal. En este caso, prescindimos de la llamada telefónica.

No es apropiado invitar de forma telefónica si hacemos una invitación de última hora. Suena a 'relleno' u olvido. Salvo que sea alguien de mucha confianza, no debemos hacer una invitación de forma telefónica a última hora.

Cuando una persona no la conocemos personalmente, pero queremos invitarla -por la razón que sea- no es apropiado invitar por teléfono -se lo tendríamos que pedir a una persona que la conociera-. O bien hacemos una invitación escrita, o bien, como en el caso de las presentaciones, lo hará un tercero, en nuestro nombre, que conozca a esa persona.

Por último, en las invitaciones por teléfono no debemos forzar al invitado a que nos conteste en el momento. Muchas personas tienen una agitada vida laboral y social y no siempre recuerdan los compromisos de una fecha determinada. Por esta razón, las invitaciones, aunque se hagan por teléfono, no deben dejarse para última hora.

 

Su opinión es importante.

Participe y aporte su visión sobre este artículo, o ayude a otros usuarios con su conocimiento.

Contenido Relacionado

 

 

Protocolo y Etiqueta es un portal de Cronis OnLine.

Copyright © 1995-2022

Las opiniones expresadas por los colaboradores son independientes y no son compartidas necesariamente por protocolo.org

Generado con contentG

Contactar con protocolo.org